jueves, 29 de diciembre de 2011

We gonna change the world, baby ;)

Necesito cambios en mi vida. De manera constante. Todo es efímero. El dinero, la fama, la salud, la inteligencia, los amigos, la belleza, los dolores de cabeza. Todo se va tan rápido como llego. No te apegues a nada más allá de lo suficiente. No, no se trata de no sentir. Si no de hacerlo bien y rápido. Aprovechando cada instante por si acaso no quisiera volverse a repetir jamás. No tires tu tiempo en personas y cosas que no valen la pena. Busca  lo que de verdad importa y dale prioridad. SIEMPRE. No vivas según el "ya lo haré mañana". Porque la vida me ha enseñado que no existe el mañana. Está el hoy, y cuando lo quieras notar el mañana será otro hoy más, y así hasta el día que de repente no haya más hoy futuros. Hasta el día que sin darte cuenta dejes este mundo para formar parte del firmamento. 


Yo hablaba de cambios. Pequeños cambios que hagan esta mierda más llevadera. Y no te confundas. Hoy estoy optimista. Hay poco ya que me afecte como antes. La verdad es que la vida nunca es igual. No hay ni un solo día igual al otro. Estamos continuamente cambiando, en una espiral de movimiento infinito. Unos salen y otros entran, lo que se traduce por más cambios. Pero pocas cosas lo suficientemente trascendentales como para suponer un gran cambio. Uno que mueva y descoloque a todo la humanidad. Que digo, a todo el universo. Vamos a dejarnos de idolatrar al ser humanos. Que no somos ni con mucho perfectos, somos un cúmulo de imperfecciones que por un pequeño motivo se mantiene en pie. Con obstinación desde hace millones de años. Y los que estamos ahora no somos menos, la verdad es que somos bastantes más pero no por eso mejores. Pero coño todo es intentarlo. Aprovechar el momento y vivir. Necesito un cambio.

1 comentario:

  1. Me encanta la entrada!!
    es muyy bonitaa!!^^

    espero tu visita♥

    ResponderEliminar